El jonrón 600 de Pujols resulta un grand slam

Mlb
Typography

ANAHEIM, California, EE.UU.– Durante la pausa al concluir un inning, Albert Pujols revisó su teléfono y vio un mensaje que le había enviado su esposa desde el graderío

.Deidre Pujols le pedía llanamente que dejara de presionarse tanto en la búsqueda de su jonrón número 600. En términos estrictos, el toletero de los Angelinos de Los Ángeles no debía usar el celular durante los encuentros.

Pero resulta que ese mensaje fue justamente lo que necesitaba el dominicano para llegar al hito en una carrera brillante. Además, Pujols lo hizo con estilo. Disparó un grand slam en el cuarto inning del encuentro del sábado y se convirtió en el noveno miembro del exclusivo club de bateadores con 600 cuadrangulares o más. Los Angelinos derrotaron 7-2 a los Mellizos de Minnesot.

Después de que llegó a 599 vuelacercas, Pujols pasó tres juegos seguidos sin conseguir un bambinazo. Valió la pena la espera. Encontró un lanzamiento bajo de su compatriota Ervin Santana (7-3) y envió la pelota por toda la raya del jardín izquierdo, hasta el pórtico del Angel Stadium. Totaliza 14 grand slams de por vida. El público en Anaheim se rindió a los pies del dominicano.

Hubo un espectáculo pirotécnico en honor del toletero de 37 años, quien arribó a nueve cuadrangulares en la temporada y a 155 con los Angelinos.

Pujols hizo una pausa en los escalones del dugout para agradecer a la multitud. Ahí, dio un beso a Deidre, quien le había enviado el mismo mensaje el viernes por la noche. “Me alegra escucharla de vez en cuando”, dijo Pujols con una sonrisa. “En un momento como éste, siempre comienzo a presionarme. Habitualmente ella me da aliento. Fue el momento perfecto para revisar mi teléfono. Me alegra haberlo hecho”. Pujols amplió a 7-1 la delantera de los Angelinos. Es el cuarto bateador más joven en llegar a 600 palos de cuatro esquinas, y el primero en lograrlo con un grand slam.

Santana había permitido sólo una carrera limpia en 29 innings como visitante este año, antes de pasar penurias en el Angel Stadium, donde fue compañero de Pujols durante la temporada de 2012, cuando el bateador llegó como agente libre. Luego, Santana fue cedido en canje a Kansas City. “No soy el único al que le ha conectado un jonrón. Soy probablemente el número 599 del club de 600”, dijo Santana. “Me alegro de que él lo haya logrado”.

En realidad, Santana es uno de los 386 lanzadores que han tolerado un vuelacerca de Pujols, quien ha sonado vuelacercas contra los 30 equipos y en 37 parques distintos. El número 600 llegó gracias a su esposa.

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS